Los dos colegios de la Fundación Cruzada Patagónica son finalistas del premio nacional “Escuelas Solidarias”

Alicia Miller.

imagesEl Centro de Educación Agraria Valle de Cholila y el Centro de Educación Integral San Ignacio, los dos colegios que posee la Fundación Cruzada Patagónica en la región cordillerana, han sido seleccionadas como finalistas del Premio Presidencial “Escuelas Solidarias” 2016, que otorga el Ministerio de Educación y Deportes de la Nación.

El premio se entrega a aquellas escuelas que desarrollen experiencias educativas solidarias integrando el aprendizaje académico de los alumnos con el servicio solidario a la comunidad.

En el caso del CEA Valle de Cholila se presentó el “Proyecto Tecnológico Solidario: generadores eólicos”,  mediante el cual alumnos de 6to año construyen equipos para la generación de energías alternativas y luego los instalan en las casas de las familias de los alumnos albergados de la escuela, que viven las áreas rurales de la Provincia de Chubut y que no cuentan con servicios básicos como luz, agua y calefacción.

En el caso del CEI San Ignacio el proyecto se llama “Más allá del aula” y es de alumnos que realizan actividades de extensión rural capacitando a pequeños productores en la zona.

El equipo de la Fundación Cruzada Patagónica agradeció “a todas las organizaciones y personas que apoyan día a día nuestro trabajo, y permiten que sigamos construyendo más y mejor educación, fortaleciendo a su vez el valor de la solidaridad. Sin ustedes esto no seria posible, por eso gracias!”

Los proyectos solidarios y las muchas actividades educativas y de extensión que realiza la Fundación Cruzada Patagónica en la región cordillerana han sido reflejados en el Anuario 2015, recientemente presentado en su edición impresa en La Noche de la Patagonia que esa entidad organiza cada año para celebrar y comunicar lo actuado con sus patrocinantes y colaboradores a nivel nacional, en Buenos Aires.

En el sitio web de la Fundación Cruzada Patagónica puede leerse sobre las actividades que realizan, y puede encontrarse también el Anuario 2015 para ser leído en formato PDF.

Esta edición del Anuario 2015 contó, como es habitual, con la colaboración de periodistas que donan su trabajo y comparten varios días en las sedes de la Fundación para escribir con conocimiento de las tareas y experiencias que allí se realizan. Alicia Miller y Alicia Cytrynblum participaron este año de la elaboración de las notas que integran el Anuario.

Comentarios

comentarios

Sé el primero en comentar

Deja un comentario