Macri lanzó en Viedma el Proyecto Patagonia con los gobernadores de la región

Confluencia Digital

El presidente de la Nación, Mauricio Macri, y los gobernadores de las seis provincias de la Patagonia lanzaron en Viedma un acuerdo para conformar y llevar adelante el Proyecto Patagonia, una iniciativa del Gobierno que apunta a fortalecer y desarrollar el sur del país. Del encuentro participaron los gobernadores Alberto Weretilneck de Río Negro, de Neuquén, Omar Gutiérrez; de Chubut Mario das Neves; de Santa Cruz, Alicia Kirchner; de Tierra del Fuego, Rosana Bertone, y de La Pampa, Carlos Verna.

En ese marco, trataron la visión estratégica sobre la región pero también cuestiones más coyunturales vinculadas a las economías regionales. Según explicaron en la conferencia los gobernadores y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, pautaron reuniones cada dos o tres meses con el presidente Mauricio Macri para poder evaluar el Proyecto Patagónico. “No queremos otro plan retórico”, advirtió Frigerio sobre los objetivos del plan.

“El Estado convoca a un proyecto Patagonia para que el sector privado y las inversiones lleguen. Estamos muy contentos y satisfechos”, definió, a su turno, el gobernador de Río Negro, Alberto Edgardo Weretilneck.

También el gobernador de Chubut, Mario Das Neves, celebró la reunión: “La Patagonia es el territorio nacional más joven y recibimos corrientes migratorias todo el año. Los problemas son parte de nuestro aislamiento y la soledad, por eso valoramos que se nos considere y que haya venido el Presidente”.

La gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner, se mostró a favor del encuentro pero relativizó la posibilidad de conseguir resultados: “Se ha marcado una metodología de trabajo, eso es bueno. Como primera reunión es buena pero nos queda un largo camino por delante para que la Patagonia deje de estar postergada. Que las diferencias políticas no obstruyan el desarrollo”.

El gobernador de La Pampa, Carlos Verna, fue breve pero contundente y cerró: “Hoy pasamos de los papeles a la acción”.

La reunión se desarrolló en la residencia de la calle 25 de mayo 450, adyacente a la plaza San Martín de la capital rionegrina, en medio de un fuerte operativo policial que incluye un perímetro de seguridad de una cuadra a la redonda y helicópteros que sobrevuelan la zona.

A las inmediaciones del vallado se concentraron manifestantes de organizaciones políticas y sociales y también de sindicatos como la ATE, Uocra y judiciales, en rechazo a la visita presidencial a la provincia.

Asociación Trabajadores del Estado (ATE) de Río Negro bloqueó por la mañana el ingreso al aeropuerto de la ciudad de Viedma, en repudio a la visita del presidente y con la intención fallida de impedir la llegada a la ciudad del mandatario y miembros del gabinete.

El secretario general de ATE Río Negro, Rodolfo Aguiar, fue detenido tras saltar una valla se seguridad custodiada por la policía provincial, acusado de “agresión”, durante las protestas.

El ministro de Seguridad rionegrino, Gastón Pérez Esteban, informó a Télam que el dirigente sindical fue detenido “por agresión a los efectivos policiales” durante los forcejeos que se produjeron en el vallado de seguridad ubicado en San Martín y Belgrano de la capital provincial, en cercanías de la residencia donde se desarrolla la reunión.

El Proyecto Patagonia apunta a que la Nación y las provincias converjan en objetivos y lleven a cabo programas para la resolución de las problemáticas más urgentes, como la creación de empleo y mejoras en las infraestructuras y la conectividad”, definió Presidencia en un comunicado oficial que recuerda que “las seis provincias incluidas en la iniciativa comparten geografías, identidad, oportunidades y desafíos similares.

Las líneas fundamentales del proyecto fueron elaboradas por el jefe de Gabinete Marcos Peña, junto a su vicejefe, Mario Quintana, y los ministros de Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio; de Transporte, Guillermo Dietrich; de Producción, Francisco Cabrera; de Energía, Juan José Aranguren; y de Agroindustria, Ricardo Buryaile, entre otros.

El Proyecto apuntará, en particular, al desarrollo de las energías convencionales y eólica, la ganadería, la agricultura, la pesca, la actividad científica, la conectividad y el turismo.

El objetivo es que las reuniones entre el Gobierno y las provincias sean periódicas y que en los debates intervengan representantes de las universidades, las empresas, los municipios y la sociedad civil.

El gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, destacó que el objetivo del proyecto es “llevar adelante el debate, la planificación y el desarrollo de nuestra querida Patagonia”, que es “una marca que distingue al país” y sostuvo que “cuando uno sale del país se habla de (Lionel) Messi, (Diego) Maradona, Vaca Muerta y la Patagonia”.

Tras asegurar que de esta manera “vamos a poder integrarnos a partir de los recursos y de las fortalezas, respetando la identidad de cada provincia”, Gutiérrez resaltó la importancia de la integración “en una identidad regional que es la Patagonia y con esa marca poder salir en equipo a competir y buscar nuevas inversiones para generar más producción y más trabajo”.

Por su parte, el intendente de Viedma, José Luis Foulkes, expresó su beneplácito porque la capital rionegrina sea sede de este encuentro, y destacó la decisión del presidente de impulsar esta iniciativa, que “propone generar nuevos equilibrios y un desarrollo armónico del país, revalorizando las economías regionales”.

La concejal viedmense Genoveva Molinari, de la UCR, valoró a su vez el lanzamiento de la propuesta: “El desarrollo de la Patagonia es un objetivo que se viene postergando desde hace más de 30 años”, dijo.

Comentarios

comentarios

Sé el primero en comentar

Deja un comentario